domingo, octubre 05, 2008

Generaciones

Hoy ha pasado mi sobrina por casa. Martina es un pequeño terremoto en una isla donde raramente pasan cosas. Pero ella hace de todo. Y lo que le queda. Todo el futuro. También a mí me queda todo el futuro. Nunca me consideré mayor y ahora cuando la veo a ella menos todavía. Veo las fotos que presiden este despacho donde a veces trabajo. Aunque les voy a ahorrar los detalles más pintorescos sobre todo destaca esa foto en blanco y negro que delata el pasado. Parece con el futuro al lado, que el pasado fue peor. No estoy tan seguro. Son cuatro generaciones y apenas sabría decir qué nos une. La familia no es más que lo que nos rodea todos los días.

1 comentarios:

Anonymous Carmen Coello ha dicho...

¿Qué preguntas me haces?, es como mentar la soga en casa del ahorcado.
Mi hermana es diputada y además portavoz del Partido en el cabildo de la palma; es muy difícil la situación pero estoy contigo

2:41 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal