viernes, noviembre 09, 2007

pajaros

El sol no nos visita. Quizá no es lugar ni el momento, pero lo gris domina allá arriba y por lo tanto aquí abajo en la llamada mec del cine, donde los actores se persiguen, persiguen y acechan a lo que hoy llamamas pantallas grandes, antes en aquella época donde el lujo y el glamour iban de la mano. Ahora se dan patadas y las sufrimos todos. En Main St en Santa Monica las tiendas se suceden y el mejor restaurante mexicano de esta costa conviven como si fuera lo normal. Lo normal es que este país funcione con los mejicanos. Sin ellos, sería todo un desastre. o desucbro que los mejicanos son el carbón que hace que este pueblo se caliente por la noche, el petroleo que hace que este país se mueva cada día, la luz que les permite leer, ... Lo que no son es el sol, ese sol que está en las matrículas de los coches. Sólo en las matrículas.
Las olas vuelven, una detrás de otra y los surferos como ajaros agazapados a la espera de la presa, son pacientes, libres y sobre todo, oscuros. Hay algo oscuro en esta ciudad. Algo que no debe funcionar como debería. Quizá hemos visto demasiadas peliculas. Quizá.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal