miércoles, noviembre 21, 2007

Era el mismo hombre

No se reconoció en ese espejo que jamás limpió. Las manchas le cubrían su rostro como si hubiera llovido. No se afeitó tampoco esta vez. Se tocó el pelo, ese que nunca llegó a dominar y que se dejaba largo a veces. Pestañeó un poco y se hundió la cara en el agua. Estaba tibia como su cuerpo. La noche la había pasado entre sudores fríos y sueños que le habían dejado helado. Pensó en cambiar de edredón pero se acordó que los otros no le recordarían a ella. Conservaba su olor y eso era lo único que lo mantenía vivo. Y alegre. Miró por la ventana que nunca cerraba por si acaso se dejaba las llaves dentro. Jamás supo cómo se entraba por esa pequeña escapatoria, pero se imaginaba escalando tejados, subiéndose a árboles que nunca existieron o que talaron ya hace mucho tiempo, mucho antes de que hubiera nacido. Pero era un hombre envejecido.
Y por fin la noche se había ido. El ruido del día le despejó un poco, más que el agua que ya estaba fría.

2 comentarios:

Anonymous editing girl ha dicho...

No se reconoció en el espejo que nunca había limpiado. Tenía el rostro cubierto de manchas, como si hubiera llovido. No se afeitó tampoco esta vez. Se tocó el pelo, ese que nunca había llegado a dominar y que se dejaba largo a veces. Pestañeó un poco y hundió la cara en el agua. Estaba tibia como su cuerpo. Había pasado la noche entre sudores fríos y sueños que le habían dejado helado. Pensó en cambiar de edredón pero se acordó de que los otros no le recordarían a ella. Conservaba su olor y eso era lo único que lo mantenía vivo. Y alegre. Miró por la ventana que nunca cerraba por si acaso se dejaba las llaves dentro. No se había parado a pensar cómo entraría por esa pequeña escapatoria; sólo se imaginaba escalando tejados, subiéndose a árboles que no existían o que fueron talados antes de que él naciera. Pero era un hombre envejecido.
Y por fin la noche se había ido. El ruido del día le despejó un poco más que el agua que ya estaba fría.

(Tengo problemas con "pero era un hombre envejecido". ¿Envejecido porque no se subiría ya a los árboles? ¿El "pero" se refiere a esa contradicción? Debería ser más explícita entonces ¿no? "Pero era un hombre envejecido. Ya no se subiría a ningún árbol, como no fuera para colgarse." Ja.)

12:44 p. m.  
Blogger elintenso ha dicho...

editing, tieens razón con el pero. Es raro. Lo quitamos, que para eso los sentimientos son libres, como las palabras

1:10 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal