miércoles, agosto 30, 2006

Vergüenza ajena

Reproducimos aquí una parte del editorial de El Día, un periódico de Tenerife (dicen que el más leído) que no tiene desperdicio, el editorial digo, porque es sencillamente de estúpidos inanes pajilleros estultos (se me acaban los calificativos). Allá va.

ESTATUTO: SE ACERCA EL MOMENTO DEL GRAN ERROR
A punto de entrar en el mes de septiembre, se acerca el momento de que el Parlamento canario perpetre, si nadie lo remedia, una de las mayores agresiones contra el sentir de los tinerfeños y, en algunos aspectos, del resto de los canarios: la aprobación del nuevo estatuto de autonomía que sólo corrige errores del anterior. El orden alfabético de las islas -en lugar del orden por tamaño, relegando a Tenerife al último puesto de la enumeración-, la persistencia de la denominación engañosa de una isla, poniéndole delante el epíteto "gran" y el visto bueno a un escudo de la comunidad donde se elimina la representación individual de cada isla, igualándolas gráficamente a todas, cuando siempre en el vértice o en la base aparecía una mayor y más alta que representaba a Tenerife, que es la mayor y más alta... todo ello constituye un atropello a la historia, al sentido común y sobre todo, a la concordia entre los canarios.

Y uno se pregunta después de haber leído esta sarta de estupideces consecutivas, ¿qué cojones es esto?. Por cierto, yo soy tinerfeño y claro, me da vergüenza ajena.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal