lunes, agosto 14, 2006

Los mediometrajes o la salvación del cine español


No sabemos quién dijo alguna vez que los mediometrajes eran un mal negocio. Puede que sí, que efectivamente lo sean. No tenemos datos economicos para refutar esa idea pero a nosotros nos parece que no sería una mala idea dentro del panorama actual del cine español. Lo que sí hay son varios datos que ayudan a pensar que el cine español y la industria agradecería de buen grado que el mediometraje pasase a ocupar un lugar más decente dentro de nuestra filmografía.

Los hechos. Muchos de los nuevos directores que hay en el panorama del cine español provienen directamente del mundo de los cortos. Grandes ideas, poco tiempo para expresarla, muchos premios y finalmente oportunidad para hacer un largo. Muchos de estos largos se ven lastrados por endebleces de guión, que partiendo de una idea más o menos original, más o menos brillante, mueren a la media hora de la película haciendo que la hora de película restante se convierta directamente en algo inane e inaguantable para la mente de más de un mortal. Aunque esta radiografía de la historia del cine español ocurre con más del 90% de la producción nacional. Parece lógico pensar que si lo único interesante o lo único que se leen los ejecutivos son las primeras veinte páginas de un guión, sería conveniente sólo llevar a cabo esas 20 páginas de guión a celuloide. Las salas, por otro lado, podrían exhibir más veces la misma película con lo que la gente podría ir más veces al cine y la entrada se podría abaratar consiguiendo no espantar a la gente de las salas de cine, un fenómeno que ya preocupa y mucho en la cocina de las artes españolas.

Que sí, que el mediometraje no tiene el glamour de los largos, pero díganme más de cinco pelis españolas que le hayan encantado en el último año.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal