viernes, enero 11, 2008

Espiación

La miró por la cerradura. No era la primera vez que lo hacía, tampoco era la primera vez que ella se sentía admirada. Desplazó su ojo por la cálida sombra que desprendía aquella luz que rebotaba en una pared que, recién pintada, casi brillaba. Su sombra fue apareciendo poco a poco hasta que se transformó en carne. Con la piel de gallina, y la ropa interior suavemente verde, perdió la noción del tiempo que esperó a que ella se pusiera de segunda piel ese color que tantas veces evocó en sus imaginaciones. Sus imaginaciones, pues, se hicieron realidad y la boca se le quedó seca al tiempo que su lengua se humedecía. La visión se volvió nocturna cuando ella apagó la luz y se metió entre las sábanas, blancas, tersas, casi de seda, transparentes...

1 comentarios:

Blogger tmc ha dicho...

A partir de ahora,cada vez que me desnude,y esté sola, haré un streap tease por si alguien mira...jajaja.Seguro que va a ser muy divertido,ya me imagino la música y todo.

4:53 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal