jueves, octubre 16, 2008

Ciego

Pensemos. Si se trata sólo de dinero y los bancos lo siguen ganando, ¿cuál es el problema? Es el problema del dinero. Se llama dinero. Si se llamara cable, no tendría la menos importancia porque ya existe el wireless. Menuda se ha armado con lo del cartel de una película que se titula Diario de una ninfómana. Ninfómanos, depravados, pervertidos. Dicen que es una enfermedad pero la sociedad no está tratada para aceptar que haya una enfermedad que se pueda llamar así. Es un pecado, diría la mayoría. Es un vicio, que se pudran esos que se hacen llamar ninfómanos. A la hoguera con ellos. Sí, a quemarlos, dirían los más fanáticos. No les falta razón. A esta ninfómana y a todas deberían cortarles la cabeza. Con nuestro subconsciente hemos topado. El de la sociedad, me refiero.

4 comentarios:

Anonymous Carmen Coello ha dicho...

Lo que si que estoy segura es que si el título fuera , diario de un...., Esperanza y sus muchachos censores ni se hubieran inmutado. Siempre la doble moral. El cartel es atrevido para la sociedad cursi que padecemos.
De todos modos a veces el subconsciente nos traiciona, cuestión educacional.

10:59 a. m.  
Blogger tmc ha dicho...

Vamos a verla?

12:52 p. m.  
Blogger El naúfrago de San Barandán ha dicho...

Somos más retrógrados ahora. Siempre somo un poco más retrogrados. Hemos llegado al final y empezado de nuevo. Debemos andar por la edad media.

1:25 p. m.  
Blogger elintenso ha dicho...

En el 99, hace ya nueve años, se estrenó una película francesa que se llamaba en el original francés Une liaison pornographique. En España se llamó Una Relación Privada y en Estados Unidos An Affair of Love. Así que si hacemos el silogismo somos igual de estúpidos que en USA. Felicidades

1:30 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal