sábado, septiembre 06, 2008

Puntos de vista

Cuando las cosas encajan la vida es más fácil. Cuando el café está caliente por la mañana, cuando llevo el papel a su contenedor adecuado, incluso cuando ese perro me mira mientras desayuno un croissant recién hecho y que sabe, un poco, a mantequilla. Sí, a partir de ahí me dejó de importar por qué Condoleeza Rice se reúne con Gaddafi y por qué Gaddafi ahora es bueno, o por qué un tipo que es catedrático habla en el periódico de lo maravillosa que es Barcelona cuando sólo se ha dado un paseo por ella. Sí, quería hablar de esos dos artículos que me hirieron en carne propia, pero a la vista del mar y de ese devenir de olas que van y vienen por placer, me siento y miro.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal