miércoles, abril 15, 2009

Servicio público

Explicar qué es, cómo se debe financiar y el contenido de un servicio público debería ser fácil. El interés general, la comunidad, los impuestos, el progreso,... hay muchas maneras de hacerlo. Pero explicar todo eso de la televisión pública es más complicado. Si dejamos a un lado las autonómicas (tranquilo Willy Mijatovic García y adláteres, que esto no va ustedes), la televisión española es un servicio público, que se debería financiar con los fondos públicos y que debería tener un contenido acorde a su función, además de ser plural, diversa, etc...
Y sí, no debería tener publicidad, como no la tiene la sanidad, la educación, el ejército, las carreteras, ... Otra cosa es que nos pongamos a hablar de cuál debería ser el contenido de servicio público. Eso, a la vista está, no se cumple y dista mucho de lo que contemplamos como un verdadero servicio público.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal