jueves, febrero 12, 2009

Libros

Asistimos hace un par de días a la celbración de una jornadas de paoyo a los jóvenes escritores canarios. El salón noble del cabildo fue el escenario hiperrealista de una función que no tuvo desperdicio. Al entrar en el acto, sí muchas agendas del acto pero ningún libro a los que se pretendía apoyar. Lo pregunté. Me dijeron que era una buena idea. ¿Una buena idea poner una muestra del trabajo de los jóvenes escritores? Al final aquello era un recital pero de música o de ambientar la sala de alguna manera (luz, sonidos) pues tampoco debió ser una buena idea. Terminados los discursos de los políticos, el único medio que cubría el evento (la televisión pública de Paulino) se mandó a mudar con mucha prisa. Ahí lo entendí todo.

3 comentarios:

Anonymous Carmen Coello ha dicho...

No me avisaste y la verdad es que no me enteré si no hubiera ído. A ver guapo ¿dónde puedo comprar h.?

12:36 p. m.  
Blogger elintenso ha dicho...

Próximamente, Carmen. Paciencia. No hay fecha aún.

1:36 p. m.  
Anonymous Carmen Coello ha dicho...

¡Qué emoción!, es como si uno de los míos hubiera escrito un libro

3:39 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal