lunes, diciembre 29, 2008

Riqueza e imbecilidad

Anoche me acosté leyendo el artículo que hablaba en El Pais de los grandes fracasos empresariales de los tiburones del ladrillo español. Toda esta historia de ladrillo sin ley corrupción municipal atentado contra el medio ambiente "nos forramos en quince días" es una de las historias españolas por antonomasia. Y lo que nos queda por ver. Se siguen sin poner coto a este tipo de actitudes que ahora no se dan simplemente porque no hay dinero. Pero el dinero volverá y me temo que la imbecilidad, la avaricia, la codicia,... nunca se fueron.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal