viernes, mayo 08, 2009

La memoria del fútbol

Hay algunos entrenadores que sólo se acuerdan de los árbitros cuando les interesa. Es el caso de Guus Hiddink, que tras el partido de ida ante el Barcelona disputado en el Nou Camp señaló que "nosotros no lloramos cuando las cosas van mal". Cualquiera lo diría vista la reacción del holandés y de algunos jugadores del Chelsea tras la vuelta de las semifinales.
Pero lo realmente lamentable es que el entrenador holandés se queje de los árbitros, siendo él uno de los técnicos más favorecidos por las decisiones arbitrales. ¿Qué pasa Guus, qué ya no te acuerdas de Byron Moreno y Gamal Al-Ghandour? Estos dos 'árbitros' regalaron el pase hasta las semifinales a la selección de Corea en el Mundial que organizaron junto a Japón. El ecuatoriano Moreno fue el encargado de echar a Italia en octavos, y el célebre egipcio fue quien anuló dos goles legales a la España de Camacho en cuartos de final.
Tras aquel partido, Hiddink compareció ante las cámaras de Antena 3 para señalar que la derrota española en los penaltis no era por culpa del árbitro, y que era necesaria una autocrítica en la selección española para reconocer los errores cometidos que habían provocado la eliminación.
Ahora lo que le toca al holandés es mirarse al ombligo y plantearse si ha hecho lo que debería a lo largo de toda la eliminatoria, porque es cierto que Henning les perjudicó, pero también perjudicó Stark al Barcelona en la ida. Tal vez todo esto no hubiera ocurrido sí no hubiera retirado a Drogba para sacar a un defensa, o si no se hubiera encerrado atrás y hubiera buscado un gol ante un rival con diez. Autocrítica Guus, ya sabes.
Este artículo de Alex Gortázar lo publica Marca hoy viernes. Que otros diarios (AS) se miren el ombligo como Guus.

1 comentarios:

Anonymous Cibertecla ha dicho...

A eso lo llamo yo memoria selectiva. Durante 92 minutos para que quejarse, y ni decir de las continuas faltas e interrupciones del juego. Mal perder. Sólo hay una cosa cierta, nos vemos en Roma!!. Que sufrido es ser Culé!.

12:23 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal